sábado, 14 de octubre de 2017

Beatriz y Tania || Entrada dedicada a Halloween: Leyenda de mi barrio



¡Hola mis lectores soñadores!

Como habéis podido ver, estos días ha habido unos cambios en el blog, ya que he decidido que como estamos en octubre y se acerca Halloween, el blog necesitaba una aire relacionado con esa festividad. Después me dije, ¿por qué no hago serie de entradas relacionada con la festividad? Y así es como lo he decidido. A mí siempre me han gustado mucho las historias de terror, en forma de novela lo he empezado a leer gracias a Stephen King porque me he hecho fan de este escritor y fue él quien me metió en este mundo, pero con el terror yo empecé con pequeñas historias que salían en las revistas que compraba, pero también soy fan de los hechos paranormales y todas esas cosas. Por eso, siempre he sido mucho de buscar leyendas, historias e investigar hechos paranormales. Hoy os quiero traer una de las pocas leyendas que ahí sobre mi barrio, os contaré que vivo en un barrio pequeño, donde casi todos nos conocemos, hay mucho campo a nuestro alrededor, la vía del tren y estamos rodeados por algunas montañas, lo cual necesitáis saber para entender la próxima leyenda. No sé si esta leyenda es real o no, pero me la contó una persona del barrio que vive aquí como yo y que su madre también lo ha hecho siempre con su marido, por lo que aunque no sea real, a mí me encanta.
Beatriz y Tania
Esta leyenda se remonta a muchos años atrás, cuando Can Bassa era tan sólo un pueblo pequeño, un pueblo antiguo con pocas casas y donde todos se conocían. Una de las viviendas, pertenecía a una bruja, todos sabían a lo que la mujer se dedicada, pero la dejaban en paz porque no daba problemas y se comportaba como una buena habitante del pueblo. La mujer era alguien tranquila, pero llegó un momento en el que demasiadas personas del pueblo morían de forma inexplicable, buscando un culpable, la gente empezó a culparla a ella, pero la mujer guardaba la compostura y siempre defendía su inocencia, jamás entró a ninguna pelea y aunque sus vecinos la increpaban por la calle cuando ella salía, jamás les respondió y sólo dejó que el tiempo hablase por ella. Con el paso de los meses, las muertes dejaron de sucederse y al no encontrar ninguna pista que los llevase hacia la bruja, dejaron de culparla y la situación se calmó, pensando que quizás el asesino había sido alguien que no pertenecía al pueblo, pero que había pasado cerca, sin saber nunca la verdad sobre lo ocurrido.

Años después, la mujer se casó con un chico que había conocido en un viaje, y meses después tuvieron dos preciosas gemelas a las que llamaron Beatriz y Tania. Las pequeñas crecían sanas y haciendo las delicias de sus padres, pero pocos sabían que las gemelas tenían aquel sexto sentido que las unía. Nadie creía que los gemelos tuvieran de verdad un sexto sentido, pero las niñas lo tenían y es que si Beatriz sufría algún daño, Tania lo sentía como si le pasase a ella misma. El pueblo no había olvidado del todo aquellos años en los que tanta gente había muerto y muchos de ellos, aún culpaban silenciosamente a la mujer y esperaban el mejor momento para culparla por algo. Pero los años pasaban, haciendo que las gemelas creciesen convirtiéndose en unas jóvenes hermosas, era imposible saber quién era quién y a ellas les encantaba el volver locas a las personas haciéndose pasar por su hermana.

Cuando las gemelas tenían dieciséis años, sus padres les dieron permiso para irse con sus amigos Juan y Sara para acampar en el campo unos días, ellos ya se sentían bastante mayores como para estar solos durante unos días. El campo no estaba tan lejos del pueblo y podrían volver rápidamente si pasaba algo. Cuando los cuatro obtuvieron el permiso de sus padres para ello, se fueron corriendo hacia el sitio que habían visitado semanas antes y allí plantaron las tiendas, por la noche decidieron encender una hoguera para no pasar frio. Después de un rato, Sara dijo que se iba a buscar más leña, los tres quisieron acompañarla pero Sara les dijo que se acostasen, que no se preocupasen porque no se iría demasiado lejos y volvería muy pronto. Al final, las gemelas y Juan aceptaron y se retiraron a sus tiendas para dormir, estando seguros de que Sara volvería muy pronto. Las gemelas se despertaron a la mañana siguiente por la voz de Juan avisándoles de que Sara no había vuelto durante la noche pero que la leña nueva estaba en su sitio, los tres se prepararon y se separaron para encontrarla. La llamaban sabiendo que algo había pasado, gritaban que si era una broma no tenía ninguna gracia.

El primero en encontrar el cuerpo de Sara había sido Juan, el cuerpo de su amiga había sido desgarrado violentamente, esté corrió hacia el mini campamento que habían creado, iba a coger un silbato para alertar a sus amigas, pero cuando abrió la maleta de Beatriz encontró sangre en ella y lo mismo pasó con la de Tania. Juan hizo sonar el silbato varias veces, cada vez más fuerte y largo como si algo le estuviese pasando, las gemelas aparecieron poco después, jadeantes y gritando su nombre. El chico no les dio tiempo de nada, empezó a gritarles que ellas habían matado a Sara, ellas no hacían más que defenderse diciendo que no, que Sara era la mejor amiga de ambas y jamás le harían daño. Tras varios gritos, Juan las miró con rabia y les dijo: "Mi madre tiene razón, sois brujas como vuestra madre", tras mirarlas por última vez, se marchó. Las horas pasaron, Beatriz y Tania habían salido tras él, pero no lo encontraron y pensaron que volvería por la noche, aunque sí que encontraron el cuerpo de Sara e intentaron llevarla hacia el campamento para poder llevarla al pueblo al día siguiente, no pensaban irse sin Juan. Al llegar la noche, las chicas se fueron a dormir. Por su parte, Juan se sintió mal por pelearse con las gemelas a las que conocía desde hacía años, así que quiso volver al campamento para disculparse. A la mañana siguiente, las gemelas despertaron y al salir de su tienda, sendos gritos escaparon de sus gargantas al ver el cuerpo desgarrado de Juan, no pensaron en nada más, sólo salieron corriendo hacia el pueblo, gritando lo que había pasado y alertando así a todos los vecinos en pocos minutos.

Todo el mundo, incluidos los padres de las gemelas, se fueron a donde decían que habían visto los cuerpos y efectivamente, encontraron los cuerpos de Sara y Juan. Los vecinos no se creían que las gemelas fueran inocentes por lo que tras días después cuando habían acabado todos los actos por las muertes de los jóvenes, el pueblo irrumpió en la casa de las gemelas y mientras unos impedían que sus padres las protegieran, otros cogieron a las dos jóvenes, las llevaron a casa de los padres de Sara y las separaron metiéndolas en habitaciones diferentes, en ambas dejaron una estatua de espuma... dejaron pasar el día, pero a la mañana siguiente estas seguían intactas y las gemelas ni siquiera se habían movido. Esa noche las dejaron con joyas, pero como había pasado con las estatuas, no habían sido tocadas a la mañana siguiente. El pueblo no se quedaba contento y a la tercera noche, las dejaron con un trozo de carne crudo y ensangrentado... aquella noche, justo a las doce de la noche, el pueblo entero se despertó por los gritos de Tania, al abrir la puerta la vieron mirándose las manos limpias, gritando con lagrimas cayendo por sus mejillas que las tenia llenas de sangre... el pueblo no entendía nada porque la joven estaba limpia y el trozo de carne seguía en su sitio e intacto. Alguien recordó en ese momento el sexto sentido que habían escuchado que unía a las hermanas y corrieron a la habitación de Beatriz, al abrir la puerta verían una escena que jamás podrían olvidar... la joven estaba agazapada en la mitad de la habitación, como si fuese un animal, con el trozo de carne en sus manos y la sangre goteando entre sus dedos, comiéndoselo como si fuese su manjar favorito, de sus manos salían unas garras que jamás habían visto y cuando Beatriz se giró a verlos, pudieron ver que sus ojos normalmente de un hermoso azul se habían vuelto de un rojo vivo, el mismo color que la sangre.

Cuando se les pasó la sorpresa, quisieron coger a Beatriz para quemarla en la hoguera por brujería, pero la joven fue más rápida que ellos, se escapó de la casa gracias a las puertas que habían dejado abiertas, corrió con una velocidad sobrehumana hacia el campo y se perdió en la oscuridad. La intentaron buscar, pero jamás encontraron a la joven viva o muerta... los años han pasado, todos han muerto y Can Bassa ha crecido, ha pasado de pueblo a barrio. Los campesinos que ahora tienen en propiedad los antiguos campos donde dijeron que Beatriz se perdió, perjuran que algunos de sus animales han amanecido desgarrados por un animal extraño de vez en cuando. Otras personas que se han adentrado por los caminos que bordean los campos en plena noche, han podido ver una figura moviéndose rápidamente por los campos en penumbra. Pero hay unos rumores que dicen que en las noches de luna llena, se pude ver a Beatriz caminando por el antiguo acceso a Can Bassa (ahora convertido en carretera) sin parar de repetir: "Me vengare de vosotros". ¿No entendéis por qué no deja de repetirlo? Es fácil, después de su huida el pueblo asesinó a sus padres y a su hermana gemela, Tania.


Y está es una de las leyendas que se cuentan sobre mi barrio, espero que os haya gustado. Espero que en los comentarios me dejéis vuestra impresión sobre ella. ¿Tenéis una leyenda de donde sois? Contadme cositas en los comentarios, mis lectores soñadores.


Si habéis aparecido nuevos por mi blog, no dudéis en seguirme si os gusta lo que hago y si queréis. Aquí al lado derecho encontraréis mis redes sociales para que me sigaís también por allí.
 
¡Muchos besos!

sábado, 7 de octubre de 2017

Book Haul Septiembre 2017



¡Hola mis lectores soñadores!

¡Bienvenido a mi blog un día más! Hoy os traigo el book haul de Septiembre, como ya os dije en el de Agosto, lo voy a hacer por mes y en orden de como los vaya consiguiendo, también recordar que yo cojo libros de las dos bibliotecas que tengo en mi ciudad y también los meteré por aquí aunque no sean libros que vayan a ser míos. ¿Qué libros conseguiría el mes pasado?


Nada más empezar el mes, mi tía mayor por parte de madre me dijo que me traía unos cuantos regalos. Ella tiene muchísimos libros en su casa y me quería regalar algunos, me trajo uno que era El palacio de medianoche de Carlos Ruiz Zafón, pero este ya lo tenía y le dije que ese no lo necesitaba. El primero de los que me regaló fue El diari de la Queta Canals de Armand Carabén, es un libro en catalán (debéis saber que soy nacida en Cataluña y que por parte de madre soy catalana, porque toda la familia de ella es catalana y eso se remonta a años y años atrás, por mi padre tengo sangre andaluza porque aunque él nació ya aquí en Cataluña, sus padres y dos hermanos mayores nacieron en Granada, muchas personas se creen que soy más andaluza que catalana al oírme hablar), se desarrolla cuando estalló la guerra civil, está contado por una chica de trece años que es Queta Canals, pero el libro cuenta muchas de las cosas que pasaron los catalanes con el alzamiento de las tropas franquistas, la traducción del título sería El diario de Queta Canals. Debo admitir que no conozco ninguno de los libros que me regaló, pero es lo que me gusta, que me regalen libros que no conozco, aunque también me gusta conseguir los que ya conozco, claramente. Este libro tengo ganas de cogerlo porque es algo que me interesa lo que pasaron los catalanes cuando pasó todo aquello.

Mi segundo regalo fue Un hombre que promete de Adele Ashworth, este me llamó la atención por la portada no os voy a mentir y es que esas portadas me llaman la atención, a veces, admito que me dejo llevar por las portadas muchísimas veces, pero cuando lo giro y leo las sinopsis eso puede cambiar para bien o para mal. Pero este sólo mejoró al leerlo y supe que sería una buena lectura, por eso fue uno de los que más agradecí que mi tía me regalase, ella sabe que yo leo de todo y por eso me alegré de que me lo regalase. En esta historia podemos encontrar de todo, romance, espionaje y contrabando de opio, nos adentramos en la Inglaterra del siglo XIX, lo cual me interesa demasiado y sé que es posible que sea uno de mis favoritos.

El tercer regalo fue Yo, el rey de Juan Antonio Vallejo-Nágera, con este tengo sentimientos encontrados porque aunque es historia y a mí me encanta leer cosas del pasado (aunque me centro mucho en la época medieval, segunda guerra mundial, Hiroshima, el tema de los nazis...), pero bueno, creo que puede ser interesante. En este libro hablamos del hermano de Napoleón Bonaparte que renuncia al reino de Nápoles convencido por su hermano para ocupar el trono de España. Debo admitir que aunque estudié bastante sobre Napoleón en su momento, no ha sido de mis personas favoritas para estudiar sobre él, pero bueno, aunque la historia de España nunca me ha gustado demasiado, creo que es interesante leer un poco más sobre José Bonaparte, también conocido como José I.

El cuarto regalo fue La casa vacía de Rosamunde Pilcher, no es raro que los libros de mi tía no me sean conocidos, pero es lo que más me gusta porque son libros que quizás nunca habría encontrado o comprado por mí misma. Al enseñarle todos los regalos a mis mellis, una de ellas me dijo que la escritora era un clásico del romance y si a ella le gustaba, dudaba que no me gustase a mí. Al leer la sinopsis dije, me va a gustar seguro. Seguimos a una mujer que quiere una segunda oportunidad para amar a alguien del pasado, quiere dejar atrás unos años en que no ha tenido más que tragedias y la verdad es que con sólo saber la sinopsis, ya me gusta y sé que lo voy a disfrutar por completo.

El quinto y último regalo fue Asesinato en la calle Hickory de Agatha Christie, mi tía sabe bien que quiero leer muchos libros de Agatha, ella recordó que tenía este y dijo que había pensado en mí. Este libro nos cuenta sobre Hércules Poirot, su secretaria Miss Lemon y su hermana la Sra. Hubbard, la ultima está pasando por un al momento en la pensión que regenta y en la que ocurren extraños y desagradables hechos. Me llamó la atención nada más cayó en mis manos y sé que voy a disfrutar mucho cuando lo lea.

A principios de mes, fui a devolver los libros del mes pasado a las bibliotecas y quise coger sólo los de la saga de Cazadores de sombras, porque tengo la manía de liarme con otras lecturas y el tener un plazo me ayuda a sentarme en una lectura en especial, pues al ir a devolver dos libros, empecé a buscar el tercero de la saga y al final, salí de allí con Cazadores de sombras 4. Ciudad de los ángeles caídos de Cassandra Clare, pero yo no me había leído el tercero aún y me diréis... ¿por qué cogiste entonces el cuarto? Bien, la cosa es que cuando fui a coger los libros el tercero no estaba y al ir a preguntar a la mujer que está en esa sección, me dijo que ese libro lo tenía prestado una persona y que lo debía devolver el mismo día y me lo reservaron en la biblioteca más cercana a mi casa porque de ese modo, al devolverlo, me lo tendrían que dar a mí. Porque no estaba en ninguna de las dos, por eso cogí el tercero para ya tenerlo para poder leerlo enseguida del tercero cuando me avisasen para ir a buscarlo. Con él seguimos con la historia de Clary y los demás cazadores de sombras, además de todos los subterráneos que son amigos o enemigos.

Ese mismo día, me pasé por mi librería de low cost favorita, es la única que hay en mi ciudad y me llevo muy bien con la chica que trabaja allí por lo que siempre me pasó varias veces por allí, a veces, sólo para hablar con ella y otras para comprar algún libro, tengo pedidos dos para que me avise cuando le lleguen. Tengo un problema con esa tienda porque siempre que entro... no puedo salir sin un libro. Aquel día me aviso de que le había llegado uno de los que yo le había pedido y por eso, ese día salí de allí con La sombra del viento de Carlos Ruiz Zafón, amo ese autor porque es uno de mis libros favoritos y su saga del Cementerio de los libros olvidados me tiene totalmente enamorada, así que no pude evitarme el comprarlo porque es el que me falta además del último. En esta historia seguiremos la historia de Daniel Sempere, un chico que de pequeño va con su padre al Cementerio de los libros olvidados y como le cambia la vida con el libro que escoge.

Al día siguiente de haber ido a la librería de low cost, me arrepentía de no haberme comprado un libro que había visto y que me moría por tener. Así que aquella misma noche me sinceré con mi madre y se lo dije, ella me dijo que había sido tonta y que por el precio que tienen esos libros, me lo podría haber comprado. Así que me dejé convencer por ella y al día siguiente, me fui a comprarlo deseando que no lo hubiesen vendido ya, pero no, cuando llegué allí estaba esperándome. El libro en cuestión era Si decido quedarme de Gayle Forman, es un libro que conocí por muchas booktubers y me llamaba mucho la atención y me lo pude comprar. En este libro seguiremos lo que le pasará a Mia cuando tenga un accidente con su familia y se quedé en coma. 

Pero como siempre que voy allí, me paseé por los estantes para ver que le habían traído de nuevo y encontré mi otra compra de aquel día, como ya he dicho, a veces se me hace difícil no comprar nada y ahí salí con dos libros y el segundo fue Querido John de Nicholas Sparks, ya he visto la película de este libro y es tan bonita que la verlo... supe que tenía que ser mío, además a mi geme le encanta este autor y sabia que me mataría si no lo compraba. En Querido John seguimos la vida de John Tyree un chico que se alista en el ejercito, pero que al volver a su ciudad natal por un permiso conocerá a Savannah, una chica que le cambiará la vida.

Pase varios días sin ir a la biblioteca, sí que me pase por la librería pero me prometí a mi misma que no compraría más hasta no conseguir los dos que quería conseguir de Carlos Ruiz Zafón, lo que me sorprende es que aún lo estoy cumpliendo, pero le iba preguntando a la chica sobre mis pedidos porque no me llegan sus e-mails y por eso, voy un día a la semana para preguntarle. Pero a mediados de mes, fui a ver con mi madre y con mi tía a mi abuela que, por desgracia, tuvimos que meter en una residencia y al volver, nos pasamos cerca de la librería y mi madre me dijo que entrase a preguntar a la chica si le había llegado uno de los libros, pero mientras hablaba con ella vi que le había llegado un libro que yo me moría por leer, me prometí de no comprármelo y salí, pero mi madre que me ha tenido nueve meses dentro de ella, me conoce mejor que nadie y me dijo que comprase el libro que había visto aunque yo no le había dicho nada. El libro que se venía conmigo aquel día fue Misery de Stephen King, sí, gracias a mi madre tenía conmigo un nuevo libro de mi autor favorito. En este libro conocemos a un escritor que tiene un accidente y que se despierta en casa de una mujer que parece cuidarlo pero descubrirá una terrible verdad.

A los dos días, yo ya me estaba desesperando por no tener el tercero de cazadores de sombras y decidí ir de nuevo a la biblioteca donde había ido por primera vez, mi madre me acompañó y nada más ir a la zona donde siempre están los libros de cazadores de sombras y casi pegó un grito cuando vi que estaba el tercero y por eso aquel día salí de allí con Cazadores de sombras 3. Ciudad de cristal de Cassandra Clare, que me moría por leer. Pero después, tuve que llamar a la otra biblioteca para cancelar la reserva de ese mismo ejemplar, pero os preguntareis... ¿por qué no esperaste que te avisasen en la otra biblioteca? Es fácil, llevaba casi tres semanas esperando que la persona que lo tenía lo devolviese y ya se había pasado tres semanas del plazo... así que opté por buscarlo en la otra días después de que me dijesen que la persona lo tenía que devolver. En este, seguimos con la historia de los cazadores de sombras y todo el submundo, todo empieza unas semanas después de donde acaba el segundo.

El día 27 de este mes, mi tía me dijo que iba a traer más libros, ella ya no los quiere y sabe que antes de hacer otra cosa es mejor dármelo a mí, sabe que le daré mejor uso porque sabe que soy una persona que relee sus libros siempre que puede. Ella me dijo que podía haber algunos que no me gustasen, pero eso es imposible porque me gustan demasiados géneros para que haya alguno que no me gustase y así se lo dije, ella me los trajo cuando vino a buscar a mi madre y debo decir que todos me llaman la atención.

El primer regalo fue Mary, Mary de James Patterson, no conocía el libro ni tampoco al autor, pero al leer la sinopsis supe que me iba a gustar porque era un tipo de género que a mí me encanta leer. En este libro seguiremos la investigación del asesinato de una alta ejecutiva de Hollywood en un cine. En él podremos ver como se desenvuelve todo, al leer la sinopsis, me interesó porque veo que va de misterio y me encanta cuando se desarrolla toda una trama detectivesca y resolviendo un misterio.

El segundo regalo fue Admiración de Nora Roberts, a la autora la conozco porque tengo un libro de ella, que le medio robé a mi madre, el cual no me he leído porque es parte de una trilogía y quiero tener los tres libros para poder leérmelos seguiditos. En el libro nos encontramos con una mujer que se va a un pueblo alejado de todo el tumulto de Hollywood que quiere reconciliarse con su pasado y saber lo que pasó de verdad con su abuela que fue una gran estrella de Hollywood. Algo que me ha encantado y que tengo muchas ganas de leer, creo que será muy interesante y la sinopsis da mucho hype y creo que eso es lo que más me anima a leerlo.

El tercer regalo fue Los dioses guardianes de Barbara Wood, a esta autora también la conozco porque tengo otro libro de ella que también le medio robé a mi madre, ese me lo leí hace algunos años y me gustó mucho por lo que no creo que este me vaya a decepcionar. En esta historia seguimos a un egiptólogo que llamado por el misterio que envuelve al diario de una expedición a la zona de Amarna donde murieron todos los componentes, intenta acabar con lo que ellos empezaron. La historia parece tener acción, amor y una maldición que data de la época del antiguo Egipto. Esta me llamó mucho la atención con sólo leer la sinopsis, porque el antiguo Egipto es una época de la historia que me encanta y esta historia me transporta a esa época.

El cuarto regalo fue La estrella de Babilonia de Barbara Wood, como ya he dicho conozco a Barbara y me encanta su manera de escribir. Este libro nos vuelve a hablar sobre el Egipto antiguo donde podemos seguir a una arqueóloga y un detective que se unen para descubrir un misterio que ha creado el padre del detective antes de caer inconsciente, los dos deben encontrar por si solos lo que quería decir el padre del chico y aceptar hacia donde los llevará. No sé que tiene Barbara para mí, pero me encantan las sinopsis de sus libros y me llaman muchísimo.

El quinto regalo fue De pronto, el amor de Barbara Delinsky, a esta autora tampoco la conocía pero al leer su sinopsis, me pasó como todos los demás, me llamo la atención. La historia del pequeño e idílico pueblo de Tucker se ve sacudido con la muerte de una pediatra, a partir de su muerte la vida de sus compañeros cambian y la de su compañeras y amiga Paige, será la que más cambiará. Se van a tratar varios temas en este libro y me tiene como loca por leerlo.

El sexto regalo fue La princesa de hielo de Camilla Läckberg, de esta autora había oído hablar, creo que la primera vez que escuché su nombre fue por booktuber y al ver este libro, fue cuando ese nombre saltó de nuevo en mi mente. La portada ya me da una pequeña idea de que el libro me gustaría porque es de suspense y ya me encanta, pero la historia habla sobre Erica, una chica que vuelve a su pueblo natal tras el fallecimiento de sus padres donde pierde a una amiga a la que asesinan y ella empieza a descubrir secretos cuando investiga el pasado de la chica. Camilla es conocida como reina del suspense europeo y poder leer uno de sus libros es algo que me hace muy feliz porque es un género que quiero ahondar más.

El séptimo regalo fue Escondido en las sombras de Mary Higgins Clark, sé que me suena la escritora pero esta vez sí que no sé de qué, puede ser que sea de haberla visto en casa de mi tía alguna vez que he ido allí. La historia nos habla de una mujer que vuelve a su ciudad natal para juntarse con ex-compañeros de colegio, pero unas muertes de dos compañeras y una amenaza que la le llega a ella... amenazan con descubrir todo lo que pasó en el pasado. Mary  es reconocida como una de las mejores autoras en el género de intriga y quiero empezar a conocerla bien.

El octavo regalo fue La cura de Robin Cook, al autor no lo conocía de nada, pero con leer la sinopsis me gustó y trata un tema que me llamó mucho la atención que es la medicina forense (soy fan de las series y los libros policiacos). Cuando Laurie vuelve al trabajo tras haber sido madre, quiere llegar al fondo de un caso que le llama la atención sobre el cuerpo que hay en su mesa de autopsias y todo la pone en peligro a ella y a su familia. Robin está considerad el más brillante autor de literatura de terror inspirada en la ciencia médica, por lo que creo que sabiendo eso me va a gustar bastante el libro de este autor.

El noveno último regalo de ese libro fue Ahora o nunca de Elizabeth Adler, como me ha pasado con muchos libros, pero como me ha pasado con todos, la sinopsis me llamó muchísimo la atención porque va sobre crímenes y trama policía. Un detective de la policía de Boston investiga la muerte y violación de tres jóvenes estudiantes, no tiene demasiadas pistas y la llegada de "la detective de la TV" no hará más que enredarlo más todo, una novela llena de misterio, pasión y suspense que sé que me hará devorar sus páginas.

Pero el último día del mes, nuevos libros volvieron a llegar a mis manos tengo que separarlos en dos secciones. La primera son los que me regaló mi tía porque sí, me volvió a regalar más libros y me hace súper feliz. El primer regalo fue Misterio en la clínica de Mary Higgins Clark, ya me regalo un libro de esta autora hace unos días y creo que mi amor por ella va a crecer mucho más, en este libro nos encontramos con una reportera de televisión que tras presenciar algo horrible en una sala de urgencias, empieza a entrar en un laberinto de engaños que le descubren a personas involucradas que ella no se imaginaba, Mary es la reina indiscutible del genero de intriga y va a hacer que sea uno de mis géneros favoritos.

El segundo regalo fue Memorias de una geisha de Arthur Golden, creo que esta novela no necesita explicación porque todos lo conocemos de una manera u otra y tenia muchísimas ganas de tenerlo. El libro nos cuenta la historia de la vida de Sayuri, una anciana japonesa que vive en Nueva York, que le cuenta todo a un joven americano, conociendo así todo lo que ella vivió y descubriendo algo que pocos conocen: la tradición japonesa de las geishas. Tengo que decir que ha sido siempre un libro que me ha llamado mucho y que me muero por leer y conocer de principio a fin.

El tercero de los regalos fue Hermanas de Danielle Steel, este libro ya lo había leído en el pasado y me encantó, se lo dije a mi tía y cuando eligió los libros que me regalaría ese día decidió que uno de ellos sería este. En esta historia vemos como la vida de unas hermanas cambia radicalmente cuando su madre muere en un accidente de tráfico y como tienen que unirse todas para salir adelante de todo lo que les ha provocado esto, ella siempre se han mantenido unidas a pesar de todo. No puedo decir mucho más sobre esto, amé el libro y la manera de escribir de Danielle es algo que me atrapa.

El cuarto regalo fue Ecos de Danielle Steel, como ha pasado con el de Hermanas esté ya me lo dejó en el pasado y también me encantó al leerlo, por lo que mi tía pensó en ello cuando los estaba cogiendo. En el libro nos encontramos la historia de tres generaciones de mujeres que deben luchar por el bien de su familia, por el amor y las pasiones. Todo empieza durante la Primera Guerra Mundial donde la hija mayor de una familia judía alemana se enamora de un oficial francés católico, a partir de la decisión que toma... cambiará el rumbo de toda su vida. Recuerdo que este libro me tocó la fibra y es algo que me encantó en su momento.

El quinto regalo fue Estado crítico de Robin Cook, este escritor ya me llamó la atención con el otro libro que me regaló mi tía y este no ha sido menos. La historia nos habla sobre Jack un forense que trabaja en el mismo trabajo con su mujer Laurie, algo empieza a ir mal para él y decide hacer algo que a Laurie no le hace ninguna gracia porque no es nada seguro. Cuando supe un poco más de este autor, supe que me iban a gustar todos los libros que pueda conseguir de él porque escribe sobre un genero y un tema que siempre me ha interesado.

El sexto regalo fue ADN de Robin Cook, como ya he dicho este escritor me encanta y dudo que uno de sus libros no me guste. Este en especial, creo que viene muy unido al anterior, este iría en primer lugar, pero todo empieza con muertes inexplicables donde dos forenses que son amigos y amantes empiezan a investigar juntos para saber que ha pasado con esas dos personas que han muerto de forma inexplicable. Tengo muchas ganas de leer los libros de Robin y saber más sobre todo lo que explica porque me da la impresión de que no sólo es una buena lectura, si no también para aprender algo.

El séptimo regalo fue Una segunda oportunidad de Barbara Delinsky, esta es una autora de la que mi tía ya me regaló un libro, este me ha llamado muchísimo la atención porque la sinopsis que se ve a simple vista es tan sólo de dos líneas, pero dentro de una de las solapas que explica mejor. Pero seguiremos a Julia una chica que quiere empezar el verano de su segunda oportunidad, sin saber que todo cambiaria en su mundo sin poder hacer nada por evitarlo, al parecer. Me llama mucho la atención porque me deja con muchas ganas de saber que pasa entre sus páginas.

El octavo regalo fue Acuérdate de mí de Mary Higgins Clark, esta es otra autora que mi tía ya me regaló algún libro, no sé qué pasó, creo que mi tía me conoce demasiado bien y sabe que libros me pueden llegar a gustar. Este libro se trata de una mujer atormentada por una culpa que la ahoga y el momento difícil que está pasando en el matrimonio con su marido por culpa de ello, al intentar arreglar todo lo que está pasando se trasladan a un nuevo hogar... desencadenando algo que no esperaban. Mary escribe un género que me atrapó hace poco y que quiero seguir conociendo y leyendo.

El noveno y último regalo fue Testigo en la sombra de Mary Higgins Clark, otro libro de la misma autora que antes. En este podemos ver cómo cambia la vida de una mujer cuando presencia un asesinato y ve la cara del asesino, podremos seguir los cambios que debe hacer esta mujer con su vida. Mary es una autora que escribe géneros que me encantan y sé que voy a disfrutar.

Después de que mi tía me regalase esos libros, yo me fui a una de las bibliotecas de mi ciudad porque necesitaba renovar la reserva uno de los dos libros que tengo en casa por culpa de mi poco tiempo para leer este mes, pero al salir de ella con la renovación hecha, me paré porque había un mercadillo en el camino de vuelta a casa y vi una manta en el suelo con algunos libros encima, vi uno de ellos que me llamó la atención y al preguntar cuánto valía, me dijeron que su precio era de un euro. Así fue como conseguí Drácula de Bram Stocker, creo que todos conocemos este libro. En esta novela seguimos a Jonathan, un secretario del juzgado ingles que debe viajar hasta las montañas cercanas a Transilvania y Moldavia donde debe ayudar a Drácula a llevar adelante un arreglo fiscalizado por el jefe de Harker. He oído hablar mucho de este libro y tengo muchísimas ganas de poder hacerlo.

Ya con esa compra en mi bolsa, decidí volver a casa sin comprar nada más, pero caí en la tentación de nuevo cuando pasé por mi librería de low cost y de segunda mano favorita, allí estoy esperando tres libros que me tienen que avisar si les llegan, pero me llevo bien con la dependienta y siempre que no hay nadie, me quedo hablando con ella durante un rato, pero vi un libro en el escaparate y supe que tenía que ser mío, sabía que si no lo compraba me iba a arrepentir y no lo volvería a encontrar porque ya me pasó en el pasado, así que por tres euros conseguí Una vacante imprevista de J.K. Rowling, llevaba mucho tiempo buscándolo y cuando lo vi allí estuvo por darme algo y tenía que ser mío. En esta novela podemos seguir el cambio que una muerte inesperada provoca en un tranquilo pueblo ingles llamado Pagford, es un libro que siempre me llamo por quien es la autora y soy feliz de poder tenerlo por fin en casa.


Hasta aquí el book haul de septiembre, como veis han sido algunas compras, pocos prestamos de la biblioteca, pero sobretodo muchos regalos. ¿Os interesa alguno? ¿Lo adquiriríais? Contadme cositas sobre ello.

Si habéis aparecido nuevos por mi blog, no dudéis en seguirme si os gusta lo que hago y si queréis. Aquí al lado derecho encontraréis mis redes sociales para que me sigáis también por allí.

¡Muchos besos!